miércoles, 24 de junio de 2009

VACÍO


La cama está vacía. Ahora puedo decirlo en voz alta, pero ha sido la imagen que más me ha costado digerir: lo vacío al verla y lo frío al sentirla.
Hoy he hecho las paces con el mundo y empiezo a vivir desde un nuevo kilómetro cero. Cerraré la puerta por última vez y nuestro pasado en común enmohecerá en el olvido.
Ahora es esta casa la que está vacía... vaciada de muebles, de recuerdos y de promesas de futuro. Sus paredes seguirán ensuciadas por tus mentiras pero eso ya no puedo evitarlo... ni puedo ni quiero.
Arañaré el vacío con un último grito que me libere el alma y bajo las letras de mi despedida avanzaré para alejarme de ti.

La cama sigue vacía pero ya ha dejado de importarme porque YO vuelvo a sentirme llena.

8 comentarios:

  1. Genial elegida la foto! la frase es tremenda!!

    ResponderEliminar
  2. A veces hay que vaciar para volver a llenar, nada de malo en ello.

    ResponderEliminar
  3. Lo que parecía trágico se transforma en enérgica valentía y orgullo para poder afrontar ese vacío y el nuevo día a día. El cierre de lo mejor que he leído nunca.

    ResponderEliminar
  4. Siéndote sincero, no le he prestado mucha atención al texto, creo que al utilizar a Antía Moure se le da todo el peso a sus fotografías, que de paso digo que son increíbles, que me quedaría horas mirándolas y que por eso no le he prestado atención a lo escrito (disculpas pues xd)

    Igualmente la esencia está en la imagen.

    Saludete!

    ResponderEliminar
  5. Me encanta.

    Una mezcla de dolor y esperanza, de morir y renacer.


    Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. Arañar el vacío. Impacta la frase, representa como el texto rasga la imagen, rompe el silencio para vivir de nuevo.
    Impactante si. Muy bueno, un abrazo

    ResponderEliminar
  7. Aparte de la buena elección de la imagen que acompaña al texto, destacaría esa frase final. Es impactante y cierra muy bien el microrrelato.

    ResponderEliminar

¿Algo que decir? Adelante estás en tu casa.