martes, 27 de abril de 2010

EL FIN DEL MUNDO

Se perdió el fin del mundo. Después de dedicar toda una vida a tomarle el pulso a las estrellas, a descifrar las crecidas de las mareas, a traducir el susurro cambiante de los vientos y el silencio estático de las rocas.

Gastó cada minuto de su presente en pronosticar los minutos futuros que sus ojos nunca verían y ahora, ante la visión de su obra completada, comprende con tristeza que nunca verá su ciencia transformada en certeza, porque su mundo, su propio mundo, ese al que nunca le prestó atención ha empezado a dejar de respirar para recordarle que las generaciones venideras olvidarán su nombre y sólo le recordarán como el sabio que murió sabiendo que se perdería el fin del mundo.


Para Emma, feliz dia del libro ;)

5 comentarios:

  1. ¡Muy bueno tu fin del mundo! Además está contado tan seguido, tan rápido, sin aliento, en un suspiro; que marca más, si cabe, ese fin de "su mundo" que está por terminar y que hará que se pierda el otro.

    ¡¡Felicidades!!

    ResponderEliminar
  2. Vaya... Me has sorprendido Angelical!!
    Hasta ahora, todos los que he leido (incluyéndome) describíamos un fin del mundo ya pasado... pero tu lo has hecho a modo de profecía. Era obvio que quien muriera antes del fin del mundo, también se lo perdería!!
    Muy grande!
    Me ha gustado mucho mucho!!
    Obsesionarse con predecirlo, y después con perdérselo. genial!!

    Saludos!!!
    Darka.

    ResponderEliminar
  3. Es lo que se llama obsersionarse tanto con algo y perdernos el resto de las cosas. Es una pena, y mira q lo hacemos en numerosas ocasiones.

    un saludo

    ResponderEliminar
  4. Me ha gustado, pero eso no es novedad, siempre me gusta lo que escribes. Lo grande es que hayas creado el clima propicio para una profecía maya o azteca?? (creo que la imagen es azteca, pero no estoy segura). Un besote.

    ResponderEliminar
  5. Describes muy bien la angustia de saberse en poder de tal información y esa narración en tercera persona como único testimonio de lo que aconteció.

    Esperemos que tal predicción tarde en llegar :)

    Un abrazo

    ResponderEliminar

¿Algo que decir? Adelante estás en tu casa.